Palacio del Acebrón, una mansión en ninguna parte

Una de las cosas que más me gustan, es encontrarme historias de mansiones abandonadas, y conocer qué pasó con la gente que en ella habitaba, y en qué momento su sofistificación tornó a ser crueldad en manos del tiempo, porque el drama, es también parte de la historia de un edificio. Hoy voy a relatar un poco mi reciente visita el 12 de Enero de 2013 al Palacio del Acebrón, en Huelva (España).

Palacio del Acebrón, vista a pocos metros de pasar la verja de entrada

Palacio del Acebrón, vista a pocos metros de pasar la verja de entrada

+ SITUACIÓN Y CÓMO LLEGAR

En la provincia de Huelva, a 1 kilómetro escaso de la Aldea del Rocío (Almonte), encontramos una de las casas que más me ha llamado la atención descubrir, porque se conserva hoy bastante bien gracias a que se ha adecuado como centro de visitantes para el Parque de Doñana, reserva de la biosfera. Por si fuera poco, es muy fácil llegar, el camino está completamente asfaltado y por tanto, no hay excusa para un sábado adentrarnos en este peculiar paraje natural, de belleza única, en la que se asienta este curioso Palacio, que para nada pega con el entorno.

El Palacio del Acebrón se ubica en la Finca de la Rocina, que está delimitada por el Arroyo Madre (o Arroyo de la Rocina), y desde tiempo inmemoriable, o desde que existen los señoritos y el placer de la caza, esta finca ha sido muy famosa por la cantidad de animales que en ella había y su belleza como paraje natural, habiendo en ella sauces, alcornoques, fresnos, pinos (y eucaliptos, pero de eso hablaremos más adelante).

Para llegar, la forma más fácil es hacerlo en coche. Desde la carretera A-483, tomamos la salida que indica La Rocina y El Acebrón. Veremos un centro de visitantes, el de la Rocina, al pie de la carretera. Entraremos por la verja de ese centro y llegaremos hasta su parking, observando que hay una carretera asfaltada que sigue hacia delante. Nos meteremos por esa carretera y por tannto dejaremos atrás el centro de visitantes La Rocina, y continuamos siete kilómetros por la H-9023 hasta que accedemos al aparcamiento del Palacio del Acebrón.

+ EL PROMOTOR: LUIS ESPINOSA FONDEVILLA

Fotografía donde se ve el aspecto original del Palacio del Acebrón, con sus jardines, estanque y farolas a la entrada

Fotografía donde se ve el aspecto original del Palacio del Acebrón, con sus jardines, estanque y farolas a la entrada

De Luis Espinosa Fondevilla nació en 1910, y he leido que era una persona “rara” para la época: era excéntrico, devoto, amable y estaba enamorado de su sueño: su casa.

Luis Espinosa Fondevilla era el tercer hijo de una familia acomodada. Era el hermano de la muy famosa Doña Paca, es decir, Francisca Espinosa Fondevilla, propietaria del Palacio del Coto, edificio conocidísimo en los contornos por ser donde el Rey Alfonso XIII descansaba en sus periodos de cacería. Luis, con cierta envidia quizás de su hermana, se afanó por llevar su misma vida, y las visitas de personalidades del régimen de la época fueron constantes.

Sin embargo esa constante vida social y la construcción de la casa fue agotando el dinero de Luis. No obstante, el propietario del Palacio del Acebrón era muy conocido por ser un rico generoso, ya que en navidades daba regalos a gente de los alrededores y no era tacaño para repartir jornales. Era una época dura económicamente en España y el desprendimiento de un rico era algo poco habitual. Todo el que llegaba a la casa pidiendo se le daba limosna y por su devoción, era muy generoso con los conventos.

Detalle de la Sala de Baile del Palacio del Acebrón

Detalle de la Sala de Baile del Palacio del Acebrón

Le encantaba su casa. Se le podía ver regando muchos días los setos y rosales de su jardín, y en más de una ocasión le confesó a su hombre de confianza, el guarda Jarilla, que quería una casa que le hiciera famoso.

Comedor del Palacio del Acebrón

Comedor del Palacio del Acebrón

Sin embargo, la ruina a la que poco a poco se fue exponiendo el propietario, se unió a su diabetes, enfermedad que el propio Luis no sabía que padecía, y tuvo que irse a vivir a un cuartito pequeño de una casa de la aldea del Rocío, donde su guarda Jarilla, le acogió. Luis empeoró de estado y el médico de Almonte le mandó directamente al hospital de la Cruz Roja de la Ronda Capuchinos, donde murió.

+ EL PALACIO DEL ACEBRÓN.

Fachada principal del Palacio del Acebrón

Fachada principal del Palacio del Acebrón

El nombre.
El nombre de “acebrón” significaba “asno salvaje”, del que había bastantes ejemplares en doñana. El Palacio del Acebrón es una construcción “reciente”.

Tipología atípica de la zona. Es un edificio de estilo clásico que no se entiende muy bien qué hace ahí, ya que se contrapone con las construcciones típicas de la zona: las chozas de castañuela o las casas rurales. Por eso, el Palacio del Acebrón, siempre sorprende, es un “intruso” al que se le ha permitido vivir allí. Es curiosa la similitud que tiene el edificio con el Ayuntamiento de Massachusetts, obra de Robert Adam. Quizás ambos edificios comparten esa tendencia de simular importancia a través de una pose, no son imponentes porque son joyas clásicas, sino que quieren ser relevantes pareciéndose a una joya clásica.

Ayuntamiento de Massachusetts

“Casa del Estado de Massachusetts”, sede del Ayto. de Boston de Robert Adam, en donde puede estar inspirado el Palacio del Acebrón

Fecha de construcción. Puede parecer una casa de siglos, pero es una construcción “reciente”, ya que se empezó a construir 1951 y se terminó en 1961. (siglo XX)

Detalles constructivos y ornamentales curiosos:

Detalle del balcón principal y fachada del Palacio del Acebrón

Detalle del balcón principal y fachada del Palacio del Acebrón, con el águila decapitada y el escudo LEF

  1. En numerosos lugares de la casa (en la fachada, en la chimenea, etc) se puede observar las iniciales del promotor: LEF (Luis Espinosa Fondevilla)
  2. La escalera que da acceso a la primera planta, es de mármol rojo.
  3. La escalinata que da acceso a la casa, de piedra notablemente más antigua que el resto de la construcción, se construyó con los restos de un puente romano que existía en la finca.
  4. Debido a que el propietario se arruinó durante la construcción, hay detalles que llaman mucho la atención. La imponente chimenea, está decorada en madera mientras que la parte superior es escayola pintada.2013.01.12 Palacio del Acebron - (14)
  5. Las mesas de piedra y zonas de descanso que se disponían por el jardín, eran para tomar el té a mediatarde o para disponer el desayuno. Estuvieron decorados con mosaicos, pero se perdieron durante el tiempo que la casa permaneció abandonada.
  6. La sala de audiovisuales anexa al Palacio, fue una pequeña capilla dedicada a la Virgen del Rocío, donde Luis Espinosa Fondevilla iba a rezar, con una bonita vidriera que aunque se conservó pese al abandono, unos estudiantes rompieron en una excursión en la época actual de uso de Centro de Visitantes.
  7. Las mesas y bancos del jardín, son restos de tumbas que encontraron Luis Espinosa Fondevilla y su guarda Jarilla. Se llevaron el secreto con su muerte de dónde estaba ese particular yacimiento arqueológico.

    El águila que preside la fachada del Palacio del Acebrón, vista desde atrás en la cubierta

    El águila que preside la fachada del Palacio del Acebrón, vista desde atrás en la cubierta

  8. La cabeza del águila que preside la fachada, esta rota. La rompió a drede el propio Luis Espinosa Fondevilla, ya que cuando tuvo que abandonar la casa, dijo “desde los ojos del águila se ven todas mis posesiones, y si yo no puedo seguir viéndolas, el águila tampoco”.

+ EL PALACIO DEL COTO, UNA MANSIÓN CON ENTRADA DE PIEDRA Y TECHO DE URALITA. DE PARAÍSO DE CAZA A EXPLOTACIÓN MADERERA.

Construir aquel edificio llevó a Luis Espinosa Fondevilla a la ruina. Pero aún así no quiso abandonar su sueño de ser el señor del Palacio del Acebrón, y vendió la finca de la Rocina completa, incluyendo todo lo que allí estaba (la casa) a la Empresa Nacional de Celulosa. Recordemos que Luis plantó en la finca un grandísimo número de eucaliptos, que por una parte generaban ingresos por su uso para la celulosa y por otra reforestaban, siguiendo las indicaciones de la época del Ministerio.

Entrada a la parcela que ocupa el Palacio del Acebrón en la Finca de la Rocina

Entrada a la parcela que ocupa el Palacio del Acebrón en la Finca de la Rocina

Este acuerdo le dio a Luis cierta cantidad de dinero con la que poder llevar una vida sin ahogos económicos y en el acuerdo también se estipuló que Luis viviría y tendría en usufructo la casa hasta su muerte.

Al parecer por lo que he leído, Luis Espinosa Fondevilla no gestionó muy bien el capital percibido, y al parecer simplemente se dedicó a gastarlo, aunque ayudando a la vez a la gente de su alrededor, por tanto no le quedó tampoco una gran fortuna, y tuvo que ir terminando la casa como pudo. Por esta razón, la fachada trasera está simplemente encalada, y el techo de la segunda planta era uralita, y los dormitorios se hicieron de forma austera, contrastando con la fastuosidad de la planta baja.

+ LA MUERTE DE LUIS ESPINOSA FONDEVILLA Y DE SU SUEÑO

Durante la época en la que Luis Espinosa Fondevilla vivía aún en el Palacio pero la Empresa Nacional de Celulosa era la dueña de la finca, se plantaron muchos eucaliptos que fueron dejando maltrechos los recursos naturales de la zona, peligrando muchas algaidas y zonas húmedas, así como vegetación y fauna autóctona que no cohabitaba bien con esta especie vegetal.

A la muerte de Luis Espinosa, la Empresa Nacional de Celulosa no hizo nada con la casa, y simplemente se dedicaron a plantar, talar, y replantar eucaliptos para la industria de la celulosa, y tristemente, la casa quedó abandonada, sin uso ninguno.

Murieron los peces del gran estanque que el promotor dispuso delante de la casa, y los cientos de rosales y especies ornamentales, salpicados por el clima veraniego, apenas resistieron el primer año de abandono, y la flora local fue apropiándose de los jardines, quedando hoy en pie algunos fresnos y palmeras, únicos vestigios vegetales de un sueño que nunca llegó a ser glorioso.

Una de las fuentes sin uso que quedan en pie en los alrededores de los antiguos jardines del Palacio del Acebrón

Una de las fuentes sin uso que quedan en pie en los alrededores de los antiguos jardines del Palacio del Acebrón

Los setos que había por toda la finca, los estanques y las zonas de reposo que tenía el jardín quedaron engullidas por la naturaleza ante la falta de uso que la Empresa Nacional de Celulosa sometió a la casa.

En 1982 la Empresa Nacional de Celulosa se la vendió al ICONA, y este organismo incluyó la finca en el Plan Nacional de Doñana, momento clave en la historia de esta casa y la finca, ya que empezaron las labores de reforestación con plantas autóctonas, la destrucción de los eucaliptos que durante años habían esquilmado los recursos naturales de la finca y la recuperación de la casa como algo útil.

+ ACTUALIDAD: EL PALACIO COMO CENTRO DE VISITANTES

Con la compra del ICONA de la finca de la Rocina, dicha Finca pasa a estar dentro del Parque de Doñana. El ICONA decide volver a dar uso al palacio y recuperar esta pequeña joya de bisutería de las mansiones españolas, para darle un uso como centro visitantes. Desde 1982 empieza la rehabilitación de la casa, recuperando el valor de la planta baja, volviendo a repintar los frescos, y amueblando algunas zonas. La planta de arriba, de nulo valor, se hace diáfana y comparte con la planta baja desde 2001 la exposición “El Sentido de Doñana”, donde se puede apreciar el valor etnográfico del Parque de Doñana así como escenas de la vida de los trabajores de la región.

Detalle de la Sala de Baile del Palacio del Acebrón

Detalle de la Sala de Baile del Palacio del Acebrón, hoy recepción del Centro de Visitantes

El Palacio del Acebrón conforma junto a Centro de visitantes de La Rocina y Centro de visitantes de El Acebuche el grupo de los tres centros de visitantes que se encuentran entre Matalascañas y El Rocío.

A uno de sus lados, se encuentra de forma inmediata el “charco del Acebrón”, con un precioso recorrido de 1,5 km en senderos que tienen de todo: algaidas, zonas más secas, arroyos, el propio “charco”, merenderos, puentes, miradores. Es como si naturaleza y esfuerzo humano, se hubiesen aliado para crear un espacio que condensa todo lo que puede dar de sí la conservación de entornos naturales.

[Espero que te haya gustado este repaso a la historia de esta casa. Si tienes alguna información extra o he cometido algún error histórico, ruego me lo avises y lo corregiré]

Weblografía:

Datos de contacto

  • Situación: Finca La Rocina. Carretera A-483 Km27,5. 21750 El Rocío (Almonte, Huelva)
  • Teléfono:  671593138
  • Web: Centro de visitantes Palacio del Acebrón
  • E-mail:  en.donana.cvacebron.cma@juntadeandalucia.es

El Tango en las películas sofisticadamente crueles

Hablar de tango en las películas sofisticadamente crueles, es hablar de esas interpretaciones tangueras en las películas que más me gustan. Ejemplos de tangos en películas hay bastantes, pero yo os dejo los vídeos “inspirados” por el tango que más me gustan, porque como dijo Carlos Gardel:

0

No basta con tener la voz más melodiosa para entonar un tango. No. Hay que sentirlo, además. Hay que vivir su espíritu.

Pues eso, sintamos el tango y repasemos algunos momentos de tango en la gran y pequeña pantalla…

1 – Pop! Six! Squish! Uh uh! Cicero! Lipschitz! 

El “cell block tango” es ese archiconocido tango peliculero, que aparece en el musical Chicago, y en la pantalla son famosas las versiones de la película de 2002 y también hay una pequeña representación de la serie Glee, muy buena, pero corta. Esta canción es la enumeración de crímenes de las compañeras de celda. La música es de John Kander y letras de Fred Ebb


Chicago. Película. 2002


Glee, serie norteamericana. Capítulo 18, 3ª temporada.

2 – El tango de Marc Shaiman 

La segunda parte de La Familia Addams, nos deja un tango más que particular, que todos los amantes de esta película recuerda, por la sucesión de momentos cómicos que Morticia y Gómez interpretan de forma magistral. Si el tango es pasión, y las películas exageran, quizás este es el tango peliculero más deliciosamente exagerado que existe, un momento cinematográfico digno de perdurar en la historia. La música es obra de Marc Shaiman y Vic Mizzy


La Familia Addams 2 (Addams Family Values). Película. 1993

3 – Esencia de mujer

Una de las películas que más me gustaron de 1992, fue “esencia de mujer”. Un casi adolescente Chris O’Donell hace de “lazarillo” de Al Pacino, y en esta escena de la película, hay un juego de seducción, aproximación y sensualidad nada desdeñable, que culmina en el baile en si. Una sucesión de planos que os dejará con las ganas de haber sido ese invidente Al Pacino. La banda sonora es de Thomas Newman pero este tango es una versión instrumental de “por una cabeza” de Carlos Gardel.


Perfume de Mujer. Película. 1992

4 – Roxanne

Siempre he odiado esta canción de The Police. ¿Porqué? No lo sé. La odio. Quizás porque Sting me parece insufrible, quizás porque me da la sensación que canta como una especie de raggae confuso. Pero ¡menos mal! en 2002 Mariano Mores convierte esta canción en un tango para la banda sonora de Moulin Rouge! y pasa a encantarme. Quizás “tanguizar” canciones es lo que a mi me gusta.


Moulin Rouge. Película. 2002

 

Y con estos 4 tangos, despedimos este post ¿conocéis otros ejemplos de tangos en películas?

Como afrontar situaciones navideñas típicas cuando no tienes casa pero sí un Ikea cerca

Hace ya nanolustros que no uso este canal de comunicación. Milidecenas de tiempo que no escribo un poco,y ya está bien. Sois muchos los que en mi imaginación me habéis mandado correos pidiéndome que ampliara el cómo ser un #HomelessChic. Repasemos el concepto:

Un homelesschic es aquella persona que aún no teniendo donde caerse muerta vive con gran dignidad y es capaz de separar su drama personal de su forma de vida.

Como bien sabéis, IKEA ha ayudado mucho a los que somos homelesschic, porque al ser la tienda de decoración con mayor realismo a la hora de reproducir hogares es también la que más nos ayuda a olvidarnos que no tenemos casa y podemos pasar horas en la tienda jugando a ser personas de bien y simulando felicidad, pero también drama.

Veamos algunos ejemplos típicos de situaciones navideñas y consejos de cómo afrontarlos ejemplificando incluso con imágenes esta vez (gracias @ocnebius y @raquelborrallo).

1 – Llorar porque todas tus amigas tienen pareja y tú ni tienes pareja ni amigas.

Gracias a las recreaciones muy logradas de un salón en muchas tiendas, los decoradores hacen posible que llores aún cuando hay gente mirando, porque tu dolor será realista. Agarra una copa vacía y derrama lágrimas en ella. Cuando la copa esté llena para, levántate, y vete. tu frialdad será aplaudida.

2 – Hacer como que sigues siendo alguien importante

Si echabas de menos esa mesa ostentosa que decorabas cuando tenías casa, no te preocupes. Ocupa el puesto que te corresponde y simula que todavía eres alguien. Habla con tus invitados imaginarios, no pierdas las dotes sociales que adquiristes con los vivos porque cuando dentro de poco la inanición te matará y podrás ser un espíritu muy sociable en el más allá.

3 – Esperar regalos de tu pareja, a la que impresionaste por tu solvencia económica.

Hubo una época en la que cuando tenías pasta y solvencia, eras más atractivo, y conocías por tanto el veradero significado del amor. Ahora tus ojeras y las lágrimas han pasado factura a las bolsas de tus ojos y aunque y no brillas con luz propia (por lo que tus adornos tienen que brillar más que tú) no quiere decir que no puedas poner cajas de regalos vacías, que simbolicen que hubo un tiempo en el que tu valía se medía en regalos. Además, al abrirlos y ver que no hay nada, tendrás una desilusión tal que ese realismo te ayudará a afrontar la cuesta de enero con una sonrisa, porque no tienes propiedades más allá de los trapos que tus padres te compran (por compasión). Si no tienes la fuerza mental suficiente, siempre ayuda poner un marco de fotos con desconocidos sonrientes, que eso nunca viene mal.

4 – Expresar mediante lenguaje corporal el amor hacia tus congéneres

Hubo un tiempo en que tu familia todos os llevávais bien. Ahora como estás endeudado y a todos les debes dinero y distintos favores moralmente dudosos, te falta ese toque humano del que en otro tiempo hacías gala. No lo dudes, si mientras estás fingiendo vivir en un escenario de una tienda se acerca a alguien a mirar el precio de un mueble, no dudes en acercarte a esa persona. Si no despiertas el horror en su mirada, significa que dentro de él habita la compasión, que es tu fuente de vida. Aprovéchalo y acércate todo lo que puedas. Lo mismo algo cae, y te recuerdo que los escrúpulos se los llevó el banco cuando te dejó sin nada.

5 – Aprovechar los días fríos para ser más culta y peliculera.

Las fiestas navideñas, con aquello de que cuando se celebran por esta parte del mundo coincide con el frío, es una época estupenda para estar en un biblioteca personal leyendo libros y tomando té, cultivando tu imaginación leyendo historias sobre mundos desconocidos. Todo eso ya no existe, y lo único que te queda en las manos es ese libro sueco que has cogido de una estantería de IKEA. Como no puedes disfrutarlo, al menos fíngelo.

6 – Planear un asesinato

Urdir planes maléficos ha sido siempre tendencia en navidad. Aunque ya no tengas una chimenea propia donde invitar a tu futuro cómplice de crimen, hay mil sitios donde transferir la experiencia y hacer viable ese crimen que tantas crisis nerviosas te ha costado. No dejes nunca de aderezar tus reuniones criminales con una copa de alcohol, porque brindar es algo que siempre queda bien cuando se quiere ser un delincuente de alto copete.

7 – Ejecutar un asesinato

.

En lo que es ejecutar el crimen, aprende de tu nueva faceta de homelesschic y aprende a ejecutar las cosas con lo básico. Sólo una advertencia, antes en tu casa convertirte en un futuro perseguido de la justicia lo tenías más fácil. Ahora podrás ser más peliculero y poner morritos a la hora de intentarlo, pero no podrás porque estás en una tienda y hay cámaras observando, aunque si t crees que eres un poco Lady Gaga y piensas que tienes derecho a tu propia versión del vídeo Paparazzi, lo mismo no puedes frenarte. Pero te congerán y te llamarán loca, ya depende de tí.

8 – Escuchar las críticas de tu cómplice por la mala ejecución de un asesinato.

Aunque no lo parezca, hay gente que en Navidad lo pasa mal. Incluso nosotros mismos a veces lo podemos pasar mal. Una vez que hemos ejecutado un crimen, surge la incómoda tensión en la que tienes que escuchar todo lo que tu cómplice flojo no ha hecho pero que te hecha en cara. ¿Hora de otro crimen?

Empinar el codo para tener mayor éxito social

Hace días, ya casi meses, que no escribo nada. Hace meses que pienso en escribir un post que realmente identifique algún problema real de la sociedad, y he pensando que hablar de beber alcohol en público es algo que siempre ha sido tendencia y que sería bueno hablar ya de ello y sentar bases al respecto.

Siguiendo mi propio consejo, a las cinco de la tarde alzo ya mi copa de Martini mientras espero a mis amigos

Cuando hablamos de empinar el codo, quiero que quede claro que no tiene pq ser alcohol, pero si parecerlo. Aquí tomaremos de referencia la frase:

Un drama que nadie ve, es menos drama.

Pues cuando necesitas beber alcohol es lo mismo. Emborracharte en casa como una borracha cincuentona dejó de ser in en los años 20, y ahora lo que se lleva es que seas una borracha integral pero rodeada de gente, e ir muy mona claro, que ser beoda no está reñido con ser cateta.

Os doy unos consejos para llevar la embriaguez con estilo y estar a la moda de todas esas grandes borrachas y borrachos, ejemplos del éxito social como Lindsay Lohan o Britney Spears.

Lindsay Lohan siendo ayudada por un buen amigo, cuando se cayó al suelo de una fiesta por ir totalmente borracha. Apreciad que además ser beoda, va muy bien conjuntada, lo cual da dignidad a su embriaguez.

SI NO BEBES. Si eres de esas personas, como decirlo…. un pelín frikis de las que no beben nunca, has de saber que la sociedad está contra ti y eso no puede ser. Tienes que ser como ellos quieren que seas, que es la base de toda la felicidad aunque conlleve la perdida de tu personalidad. Mi recomendación, es que cuando quedes con tus amigos, llegues antes de tiempo al bar, pidas un vaso de agua fría pero que te lo sirvan en un copazo con hielo y algún adorno frutal comestible, y cuando lleguen tus amigos, indica que has empezado con el vodka o la ginebra antes de tiempo. Todos aplaudirán tu fortaleza al querer ser más beoda que nadie y además como el ser humano es por naturaleza competitivo, todos querran igualarte y verás como ellos se ponen pedo antes que tú, que bebes agua en copa elegante, y podrás aprovechar esa ventaja con lo cual podrás abusar de ellos a tu antojo (p. ej, haciendo que te paguen las copas, aprovechar y tocar nalga ajena entre risas, desvelar secretos y limpar tu conciencia)

en la aclamada serie Mad Men, podemos malinterpretar la moraleja y aplicarnos el cuento: a más bebas más éxito profesional tendrás, aunque tu vida personal quedará arruinada, pero nadie lo verá así que no importa

SI BEBES, el mundo es tuyo. Mad Men nos enseña que el alcohol te proporciona éxitos profesionales y destruye tu vida personal, algo que viene estando sobrevalorado desde que se inventó el individualismo. Empinar el codo es una técnica que ha de estar muy depurada, ya que no todo vale y todo tiene un protocolo. Por ejemplo, el primer consejo que te doy es que dividas el día en 3, y de esas tres partes, 1/3 la pases sobrio, y 2/3 ebrio. Mi recomendación es que 1/3 te coja por la mañana, ya que lo óptimo es empezar con los licores suaves a las 10, y a las 12 empezar con los aperitivos (p. ej, Martini). Por supuesto este horario tiene que ser riguroso y nunca hacerlo sólo. La botellona es un fenómeno que aunque carece de glamour nos enseña la valiosa lección de que la cantidad no está reñida con la sociabilidad. A más bebas, más sociable serás ¿no es maravilloso? Lo único que tienes que controlar es que seas sociable con un grupo in, que caer borracho en el banco de un parque no es tendencia, más bien es casposo; por lo que es importante que cuando empines el codo, cojas de referencia algún elemento al que no perder de vista, y que ese elemento sea algo sencillo (p. ej, un colega).

Pero lo que no hay que hacer bajo ningún concepto, mientras se está borracho o se simula, es estar cerca de diversos objetos o situaciones, por lo que si podemos evitarlos cuando estamos sobrios mejor:

  1. Rotuladores. Todos llevamos a un artista dentro, y mantenernos alejados de estas brochas del diablo hará que no perdamos más amistades porque cuando cayeron al suelo la noche anterior le pintamos en la frente “inserta tu pene aquí” o “putón“.
  2. Teléfono móvil. Todos llevamos un duende de la sinceridad dentro, y cuando estamos ebrios es muy fácil que ese duendecillo salga y escriba sms (ahora mensajes de whatsapp) con textos del tipo “sé que te hice daño, lo siento y dame una oportunidad,nunca olvidaré tus besos“. Lo positivo de escribir estas mariconadas de alto grado es que al día siguiente el destinatario te habrá respondido con un “vete a la mierda” tan épico que te sobrarán los motivos para que tu ángulo de empinar el codo la noche siguiente crezca un 200%.
  3. Pelucas. Todos llevamos un travestí dentro, el mantenernos alejados de estos elementos hará que no nos veamos al día siguiente en vídeos de youtube cantando el “Far l’Amore” de Raffaella Carrá.

Espero que estos tips sobre cómo llevar con dignidad tu embriaguez te ayuden a superar esos tragos del día a día. Un fuerte abrazo.