Como afrontar situaciones navideñas típicas cuando no tienes casa pero sí un Ikea cerca

Hace ya nanolustros que no uso este canal de comunicación. Milidecenas de tiempo que no escribo un poco,y ya está bien. Sois muchos los que en mi imaginación me habéis mandado correos pidiéndome que ampliara el cómo ser un #HomelessChic. Repasemos el concepto:

Un homelesschic es aquella persona que aún no teniendo donde caerse muerta vive con gran dignidad y es capaz de separar su drama personal de su forma de vida.

Como bien sabéis, IKEA ha ayudado mucho a los que somos homelesschic, porque al ser la tienda de decoración con mayor realismo a la hora de reproducir hogares es también la que más nos ayuda a olvidarnos que no tenemos casa y podemos pasar horas en la tienda jugando a ser personas de bien y simulando felicidad, pero también drama.

Veamos algunos ejemplos típicos de situaciones navideñas y consejos de cómo afrontarlos ejemplificando incluso con imágenes esta vez (gracias @ocnebius y @raquelborrallo).

1 – Llorar porque todas tus amigas tienen pareja y tú ni tienes pareja ni amigas.

Gracias a las recreaciones muy logradas de un salón en muchas tiendas, los decoradores hacen posible que llores aún cuando hay gente mirando, porque tu dolor será realista. Agarra una copa vacía y derrama lágrimas en ella. Cuando la copa esté llena para, levántate, y vete. tu frialdad será aplaudida.

2 – Hacer como que sigues siendo alguien importante

Si echabas de menos esa mesa ostentosa que decorabas cuando tenías casa, no te preocupes. Ocupa el puesto que te corresponde y simula que todavía eres alguien. Habla con tus invitados imaginarios, no pierdas las dotes sociales que adquiristes con los vivos porque cuando dentro de poco la inanición te matará y podrás ser un espíritu muy sociable en el más allá.

3 – Esperar regalos de tu pareja, a la que impresionaste por tu solvencia económica.

Hubo una época en la que cuando tenías pasta y solvencia, eras más atractivo, y conocías por tanto el veradero significado del amor. Ahora tus ojeras y las lágrimas han pasado factura a las bolsas de tus ojos y aunque y no brillas con luz propia (por lo que tus adornos tienen que brillar más que tú) no quiere decir que no puedas poner cajas de regalos vacías, que simbolicen que hubo un tiempo en el que tu valía se medía en regalos. Además, al abrirlos y ver que no hay nada, tendrás una desilusión tal que ese realismo te ayudará a afrontar la cuesta de enero con una sonrisa, porque no tienes propiedades más allá de los trapos que tus padres te compran (por compasión). Si no tienes la fuerza mental suficiente, siempre ayuda poner un marco de fotos con desconocidos sonrientes, que eso nunca viene mal.

4 – Expresar mediante lenguaje corporal el amor hacia tus congéneres

Hubo un tiempo en que tu familia todos os llevávais bien. Ahora como estás endeudado y a todos les debes dinero y distintos favores moralmente dudosos, te falta ese toque humano del que en otro tiempo hacías gala. No lo dudes, si mientras estás fingiendo vivir en un escenario de una tienda se acerca a alguien a mirar el precio de un mueble, no dudes en acercarte a esa persona. Si no despiertas el horror en su mirada, significa que dentro de él habita la compasión, que es tu fuente de vida. Aprovéchalo y acércate todo lo que puedas. Lo mismo algo cae, y te recuerdo que los escrúpulos se los llevó el banco cuando te dejó sin nada.

5 – Aprovechar los días fríos para ser más culta y peliculera.

Las fiestas navideñas, con aquello de que cuando se celebran por esta parte del mundo coincide con el frío, es una época estupenda para estar en un biblioteca personal leyendo libros y tomando té, cultivando tu imaginación leyendo historias sobre mundos desconocidos. Todo eso ya no existe, y lo único que te queda en las manos es ese libro sueco que has cogido de una estantería de IKEA. Como no puedes disfrutarlo, al menos fíngelo.

6 – Planear un asesinato

Urdir planes maléficos ha sido siempre tendencia en navidad. Aunque ya no tengas una chimenea propia donde invitar a tu futuro cómplice de crimen, hay mil sitios donde transferir la experiencia y hacer viable ese crimen que tantas crisis nerviosas te ha costado. No dejes nunca de aderezar tus reuniones criminales con una copa de alcohol, porque brindar es algo que siempre queda bien cuando se quiere ser un delincuente de alto copete.

7 – Ejecutar un asesinato

.

En lo que es ejecutar el crimen, aprende de tu nueva faceta de homelesschic y aprende a ejecutar las cosas con lo básico. Sólo una advertencia, antes en tu casa convertirte en un futuro perseguido de la justicia lo tenías más fácil. Ahora podrás ser más peliculero y poner morritos a la hora de intentarlo, pero no podrás porque estás en una tienda y hay cámaras observando, aunque si t crees que eres un poco Lady Gaga y piensas que tienes derecho a tu propia versión del vídeo Paparazzi, lo mismo no puedes frenarte. Pero te congerán y te llamarán loca, ya depende de tí.

8 – Escuchar las críticas de tu cómplice por la mala ejecución de un asesinato.

Aunque no lo parezca, hay gente que en Navidad lo pasa mal. Incluso nosotros mismos a veces lo podemos pasar mal. Una vez que hemos ejecutado un crimen, surge la incómoda tensión en la que tienes que escuchar todo lo que tu cómplice flojo no ha hecho pero que te hecha en cara. ¿Hora de otro crimen?

Anuncios

14 comentarios en “Como afrontar situaciones navideñas típicas cuando no tienes casa pero sí un Ikea cerca

  1. Creo q con estos maravillosos consejos/propuestas estas navidades van a ser diferentes… ya tengo objetivos en mente, objetivos de mi propia sangre! jua! jua! jua!

  2. Debo de decir que impactada me hallo por la gran verdad que encuentro en las palabras escritas por ti e ilustradas con esas maravillosas fotografías de drama-performance. Lo curioso de todo, es que en cada situación descrita, pude identificar a distintas personas de mi círculo social, lo cual, lo hace un post cruelmente real. Enhorabuena.

  3. Si lo pasamos bien haciéndolo, mejor lo he pasado leyéndolo y recordándolo! Cómo se nota que un recuerdo (fingido) gana más cuando le añades un pie de foto, y más aún si el pie de foto lo redactas tú, fren.
    Brava! :_D

  4. Mi mundo, por un “Detras de las camaras” con entrevistas a otros clientes y los propios trabajadores al veros hacer las fotografias. Jajajajaja!

  5. Dicen que lo bueno si tarda, dos veces bueno; he estado mucho tiempo esperando que me dieras una nueva lección de #HomelessChic. Simplemente maravillosa entrada, no me reía así desde hace tiempo.

    Gracias por esta entrada tan #amorylujo. Se os quiere un montón a los tres, si, estoy melancólico, los domingos de lluvia me dejan así jaja.

    Besazo

  6. jajajajajaja Fan autentica de tus posts y de los actores para la performance. Queremos una entrada extra con comentarios y curiosidades del reportaje fotográfico. Bravisima entrada!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s